Reciclar siempre es posible. No importa el lugar donde vivamos, la temporada del año en la que estemos, el clima o incluso los recursos que tengamos a mano. Esta sencilla práctica se adapta a cualquier circunstancia o rutina. Cada gesto, por pequeño que parezca, es en realidad una gran contribución a esta causa. ¡Hay mucho en juego!

manualidades-de-otoño

Cuando reciclamos o reutilizamos materiales evitamos que las industrias elaboren más productos y contribuimos al uso moderado de los recursos naturales. A la vez, nos acercamos a un modelo de consumo responsable y sostenible, es decir, basado en necesidades reales y no en el efecto de la publicidad y el consumo masivo. ¿La clave? ¡Concienciar a los más pequeños!

 Descarga gratis la guía

 

Algunas manualidades de otoño con materiales reciclados

Cualquier estación es buena para elaborar manualidades con nuestros niños y niñas. Es cuestión de poner un poco de creatividad e imaginación. ¡Inspírate con las manualidades de otoño que te traemos en el post de hoy!

1) Guirnalda otoñal

Para hacer esta manualidad solo necesitáis una cuerda y unas hojas de periódico viejo para reciclar. ¡Verás qué fácil!

Primero, dibujad en el papel de periódico la forma de diferentes hojas de árboles. También podéis utilizar hojas secas para calcar su silueta. Una vez tengáis un buen número de hojas dibujadas, pintadlas con un poco de témpera o acuarela y recortadlas. Abrid un hueco pequeño en el centro, sin llegar a romperlas, e id uniendo las hojas con la cuerda. ¡Tendréis una hermosa guirnalda para colgar en cualquier pared de casa!

2) Búhos con piñas de árbol

¿Vamos a por la segunda propuesta de manualidades? Para empezar, basta con recoger unas piñas que se hayan caído de un árbol y limpiarlas. Con papel reciclado y telas viejas, diseñad los ojos, la boca y las plumas de vuestro búho. Recortad las piezas y pegadlas en la piña con cola. Es fácil: tenéis a vuestro favor que la forma de las piñas ya se asemeja bastante a la de estos animales. ¡Solo queda añadirle todos aquellos detalles y complementos que se os ocurran!

3) Portavelas de otoño

Antes de comenzar, recordad limpiar bien los botes de cristal que queráis utilizar. Luego recoged hojas en el prado o parque más cercano a casa y pegadlas con cola en el bote hasta que quede totalmente cubierto con ellas. Después, colocad una vela pequeña en el centro del bote. ¡Ya tenéis un portavelas para alumbrar las noches de otoño! Enciende las velas para contar historias de miedo o para ambientar la habitación con la mágica luz que desprenden. ¿No os parecen de lo más adecuadas para esta época del año?

Tanto si es para dar una segunda vida a aquellos artículos que ya no utilizáis como para dar un nuevo toque decorativo a vuestro hogar, ¿qué mejor manera que hacerlo a través de manualidades durante una de estas tardes de otoño? Si tienes más ideas de manualidades para hacer con los más pequeños, ¡cuéntanoslas! ¿Recopilamos unas cuantas entre todos?

manualidades niños niñas