Si entre tus planes para estos próximos días se encuentra adquirir una pieza de bisutería o tomarte un descanso saboreando un delicioso café, te invitamos a que descubras dos sociedades cooperativas cuyos productos van unidos al sello de Comercio Justo¡Te encantarán!

New Call-to-action

Tara Projects, un ejemplo del poder transformador de las sociedades cooperativas

Ubicada en Delhi, India, Tara Projects engloba a más de veinte organizaciones productoras cuyos artesanos y artesanas proceden de colectivos excluidos y comunidades en situación de desamparo de los conocidos slums y comarcas rurales.

Es a través de la fabricación de bisutería, regalos o decoración artesanal que les ofrece una oportunidad de vivir dignamente y desarrollar sus capacidades gracias a un trabajo justamente remunerado. ¡Echa un vistazo a sus creaciones!

tara-projects-comercio-justo

Artesanos del grupo productor Tara, en India, acaban de pulir algunas de las piezas de bisutería que elaboran en esta cooperativa de Comercio Justo. (c) Pablo Tosco /Oxfam Intermón

El trabajo de Oxfam Intermón y Tara Projects

Para adaptarse a las nuevas exigencias del mercado y satisfacer los gustos del consumidor se precisan competencias, medios y herramientas, de las que no siempre disponen las organizaciones.

De ahí que Oxfam Intermón propusiera a Tara Projects instruirse en el trabajo de la plata y elaborar joyas diseñadas en nuestro país. Y, así, posibilitar a los artesanos y artesanas el desarrollo de sus capacidades para que por sí mismos llevaran a cabo la puesta en marcha de un taller de creación de piezas de artesanía en plata.

El fruto de esta colaboración son unos diseños únicos inspirados en algo tan natural como el cardamomo, la canela o la nuez moscada, algunas de las especias indias por excelencia.

Son piezas hermosas cuyo verdadero valor radica en que son una vía para garantizar a los artesanos y artesanas la salida de la situación de marginación y llevar una vida sostenible, en igualdad de condiciones con los demás. ¡Lo tienen todo!

tara-projects-comercio-justo-joyeria

Ankole, una de las sociedades cooperativas que forman parte del proyecto café Tierra Madre

El café Tierra Madre no es solo el nombre de un producto de una calidad y sabor inconfundibles, sino también uno de los medios con los que Oxfam Intermón está defendiendo los derechos de las mujeres agricultoras que, día tras día, acuden al campo a trabajar en los plantíos de café y, cuando llega el momento, recogen con sus manos los granos maduros.

¿Quieres saber cómo nació este proyecto? Surgido en 2011, en sus inicios solo contaba con las mujeres productoras de la sociedad cooperativa Aldea Global, ubicada en Nicaragua.

Y ahora, que también forma parte Ankole Coffee Producers Cooperative Union (ACPCU) de Uganda, queremos que conozcas a Agnés Syrivia, una de las mujeres cooperativistas de esta organización de Comercio Justo. ¡Te la presentamos!

Productora de café Tierra Madre en Uganda © Sergi García / Agnés

Agnés Syrivia, una auténtica mujer todoterreno

Tiene 40 años y es madre de 3 niños y 3 niñas. Diariamente, además de hacerse cargo de los cuidados del cafetal, se encarga de atender a los animales domésticos y de la siembra de otros cultivos destinados al autoconsumo.

Es un modelo a seguir para otras féminas de su comunidad a las que la propia Agnés anima a unirse a la cooperativa y cultivar café para, así, mejorar su bienestar. Tres de ellas ya han seguido su camino.

Todo el café que produce lo vende a través de la cooperativa. Gracias a pertenecer a ella puede obtener por el cultivo de su café un precio justo, algo que sería imposible en el mercado convencional donde el precio es hasta tres veces inferior y donde incluso los intermediarios no emplean balanzas estándar para pesar los granos.

La prima de Comercio Justo se emplea en proyectos que enriquezcan y beneficien a toda la comunidad, como la escuela donde acuden sus hijos e hijas.

Además de los peques que están en edad escolar, Agnés tiene un hijo que estudia en la universidad. Para hacer frente a todos los pagos es necesario sumar el salario que percibe su esposo junto a los ingresos que aporta su labor en el cafetal y la venta de los animales domésticos que ella cuida, por lo que su trabajo diario es fundamental para el sostén de su unidad familiar.

Hoy hemos querido acercarte a dos sociedades cooperativas que están tras los productos de Comercio Justo para que comprendas, de primera mano, el valor de estos artículos. ¿Conoces ya tu enorme poder como consumidor o consumidora?

Como bien sabes, con nuestras decisiones cotidianas podemos construir una sociedad honesta, enseñar a nuestros hijos e hijas a practicar un consumo responsable o contribuir a que personas y familias puedan vivir de forma digna. ¡Tú marcas la diferencia!

ong por dentro