Tiempo de lectura: 2 minutos

¿Qué te parece estar en tu trabajo y aprovechar unos minutos para relajarte con ejercicios de mindfulness? Es una buena forma de descansar y volver con más energía y, sobre todo, de descargar tensiones, ¿no crees?

Descárgate aquí nuestra guía gratuita "Meditación y mindfulness"

Si no sabes qué es el mindfulness… ¡aquí estamos para contártelo! Probablemente has escuchado hablar de la atención plena y de vivir el momento presente, pues bien, el mindfulness es una forma de meditación que te ayuda a reconocer lo que está sucediendo mientras sucede y a aceptar el fluir de la vida tal y como se produce. Es decir, se trata de prestar atención de forma totalmente consciente a lo que sucede ahora, con interés y con la voluntad de aceptar. ¡Te enseñamos cómo ponerlo en práctica!

¿Qué ejercicios de minfulness puedes hacer fácilmente?

ejercicios de mindfulness

No hace falta que acudas a un centro a practicar mindfullness si no tienes mucho tiempo, porque es posible hacer ejercicios cuando esperas al autobús o al metro, cuando caminas, cuando tomas un café o cuando descansas un rato de tu trabajo. ¿Por qué no lo intentas?

 

ejercicios de mindfulness

Ejercicios que te proponemos por la mañana

Por la mañana, antes de abrir los ojos, aprende a sentir tu cuerpo.

Cuando suene el despertador, antes de abrir los ojos, dedica unos minutos a sentir tu cuerpo, a ser consciente de todas las sensaciones que notas. No te centres en los dolores que puedas sentir, solo en verte desde otra perspectiva, como alguien que observa pero no valora.

Desayuna de forma consciente

ejercicios-de-mindfulness

El desayuno es una de las comidas más importantes del día, así que dedica esos minutos a sentir el sabor del té, del café, de las tostadas, de la leche o de las galletas. No permitas que tu mente empiece a llenarse de largas listas con todo lo que tienes que hacer durante el día. ¡Pruébalo!

Descarga gratis la guía "Meditación y mindfulness"

Ejercicios que te proponemos en el trabajo

Parpadea al ritmo de tu respiración

ejercicios-de-mindfulness

La respiración es uno de los elementos más importantes del mindfulness, y en este caso te servirá para descansar tu vista. Es probable que si te pasas todo el día trabajando delante del ordenador, tus ojos se cansen, así que un buen ejercicio puede ser respirar despacio y acompañar la respiración cerrando y abriendo los ojos al mismo ritmo. ¡Empieza a relajarte y a soltar tensiones!

Ejercicios que te proponemos para el mediodía

Camina de forma consciente

ejercicios-de-mindfulness

Sal a caminar un rato a mediodía, busca un parque si es posible y déjate llevar. Camina respirando profundamente y siendo consciente de cada paso, cómo apoyas el pie, cómo se mueve la pierna, qué hacen los brazos mientras tanto, qué sonidos escuchas a tu alrededor, qué ves. Deja que todo fluya, que pase, simplemente observa.

Ejercicios para antes de ir a dormir

ejercicios-de-mindfulness

Antes de dormir, te proponemos dejarte llevar y te invitamos a pensar en tu lugar favorito. Este último ejercicio te servirá para relajarte y conciliar el sueño. Túmbate en la cama y deja de dar vueltas a las preocupaciones del día a día. Para evitarlas piensa en ese lugar que tanto te gusta y relájate. Respira profundamente y empieza una cuenta atrás desde 100. Si en algún momento tu mente se va a algún pensamiento, no te preocupes, respira profundo y empieza la cuenta atrás de nuevo.

¿Qué te parecen los ejercicios? ¿Por qué no empiezas hoy mismo a practicarlos? Cuando lo hayas hecho, ¡cuéntanos qué resultados has obtenido!

meditación y mindfulness